Necesitamos profetas


Es muy fortalecedor conocer continuamente hermanos que están atreviéndose a darle la espalda a la codicia, la vanagloria, el humanismo y demás cosas que lamentablemente están reinando en una buena parte de las iglesias actuales. Ellos nos escriben a nuestro blog, al correo y a Youtube.

Pero también cada día me escribe mucha gente repitiéndome como loros 2 cosas. Todo el tiempo lo mismo.

No saben decir otra cosa. Como robots programados para pronunciar solo 2 frases ellos no pueden hablar más que eso. Aunque les demuestres por la Palabra lo contrario, aunque lo vean con sus propios ojos, ellos repetirán vez tras vez lo mismo, o no volverán a escribir, como quién ha cumplido con su trabajo y se vuelve a su casa.

Estas dos frases son:

¿Mucho fruto?1) “No juzguéis para que no seáis juzgados”

2) “Esa persona (pastor, apóstol, predicador, cantante) de los que hablas tienen ‘fruto’ ¿y tú?”.

Ya he comprobado, con verdadero asombro, que aunque les haga un estudio súper completo sobre el tema  “juzgar” y  “fruto”, ellos no están programados para comprender. SÓLO PARA REPETIR:  “juzgar” y  “fruto”.

Por lo tanto para los primeros a los que me referí, y para los segundos (los del “no juzguéis” y el “fruto”), les dejo un artículo que encontré en la Biblia de Estudio “Vida Plena” en la pagina 1691 (”Los dones de ministerio de la Iglesia“). A los primeros sé que les será muy útil, y a los segundos pienso que, como no hay ninguna foto de Hillsong United, ningún mensaje tipo “tú eres el nuevo campeón que conquistará al mundo”, ni “las 7 claves para ser más rico que Salomón”, no les interesará mucho y es muy posible que al terminar de leer 2 ó 3 párrafos me escriban diciendo:  “No juzguéis” y  “fruto”. Pero bueno… nunca pierdo las esperanzas.

Biblia de ESTUDIO“Los profetas eran creyentes que hablaban bajo el impulso directo del Espíritu Santo en el nombre de Dios, y cuyo interés era la vida y la pureza espiritual de la Iglesia. Bajo el nuevo pacto el Espíritu Santo los designó y capacitó para transmitir un mensaje de Dios a su pueblo (Hch 2:17;4:8;21:4).

Como los profetas del Antiguo Testamento, los del Nuevo Testamento tenían la misión de poner al descubierto el pecado, proclamar la justicia,advertir del juicio venidero y combatir la carnalidad y la tibieza entre el pueblo de Dios (Lucas 1:14-17). Debido a su mensaje de justicia, los profetas y su ministerio pueden esperar el rechazo de muchas personas de la Iglesia durante los tiempos de tibieza y apostasía.

El carácter, la obligación, el deseo y la capacidad del profeta comprenden: (a) el celo por la pureza de la Iglesia (Juan 17:15-17; 1 Corintios 6:9-11; Galatas 5:22-25); (b) la profunda sensibilidad ante el mal, y la capacidad para identificar, definir y aborrecer la injusticia (Romanos 12:9; Hebreos 1:9); (c) la aguzada comprensión del peligro de las falsas enseñanzas (Mateo 7:15; 24:11,24; Galatas 1:9; 2 Corintios 11:12-15); (d) la total dependencia de la Palabra de Dios para confirmar el mensaje del profeta (Lucas 4:17-19; 1 Corintios 15:3,4; 2 Timoteo 3:16; 1 Pedro 4:11).

Los profetas aún son esenciales en la realización del plan de Dios para la Iglesia. LA IGLESIA QUE RECHAZA A LOS PROFETAS DE DIOS SERÁ UNA IGLESIA DECADENTE QUE VA A LA DERIVA HACIA LO CARNAL Y AL ACOMODO DE LAS VERDADES BIBLICAS (1 Corintios 14:3; Mateo 23:31-38; Lucas 11:49; Hechos 7:51,52).

SI NO SE LES PERMITE A LOS PROFETAS QUE DEN MENSAJES DE REPRENSIÓN Y AMONESTACIÓN INSPIRADOS POR EL ESPÍRITU, QUE PONGAN AL DESCUBIERTO EL PECADO Y LA INJUSTICIA (Juan 16:8-11), ENTONCES LA IGLESIA SE CONVERTIRÁ EN UN LUGAR DONDE YA NO PUEDA ESCUCHARSE LA VOZ DEL ESPÍRITU. LA POLITICA ECLESIASTICA Y EL PODER MUNDANAL REEMPLAZARÁN AL ESPÍRITU (2 Timoteo 3:1-9; 4:3-5; 2 Pedro 2:1-3,12-22). Al contrario, si la Iglesia y sus dirigentes oyen la voz de los profetas, se verán estimulados a la vida renovada y a la comunión con Cristo, abandonarán el pecado y la presencia del Espírtu será evidente entre los fieles (1 Corintios 14:3; 1 Tesalonicenses 5:19-21; Apocalipsis 3:20-22)”.

La Biblia de Estudio “Vida Plena” la pueden encontrar en cualquier librería cristiana y es una de las más respetadas de los últimos tiempos.

Luis Rodas Lapeira es Pastor de Casa de Oración en Madrid, España

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s